27 feb. 2010

88 Minutos / 88 Minutes, de Jon Avnet

Miguel Cane

Al Pacino stars in Sony Pictures' 88 Minutes


Aunque el título de la más reciente cinta protagonizada por Al Pacino es 88 minutos dura más de la hora y tres cuartos que anuncia y ese es quizá uno de sus problemas: aún quitándole los créditos, la introducción, y los tiempos muertos, resulta demasiado larga.. Pese a tener un reparto más que interesante, una historia más o menos interesante (aunque previsible desde el minuto diez) y todos los ingredientes para hacer una cinta entretenida, fracasa estrepitosamente: la trama rápidamente se disuelve en un rompecabezas sin sentido.

Centrada en la figura de Jack Gramm (Al Pacino, cansado y se nota) un psicólogo forense de fama y éxito – recuerden esto es Hollywood-, que además es un prestigiado profesor universitario, donjuan y que, por si fuera poco, conduce un Porsche. Con su testimonio consigue que Jon Forster (Neal McDonough), un cruel psicópata asesino elevado a la categoría de celebridad, sea condenado a muerte. Sin embargo, horas antes de la ejecución, se comete un brutal asesinato siguiendo el mismo modus operandi del asesino en serie en cuestión, y además Jack comienza a recibir una serie de llamadas amenazantes que le recuerdan los pocos, ochenta y ocho, minutos de vida que le quedan.

Al Pacino in Sony Pictures' 88 Minutes


Qué bien habría ido la cosa si esos ochenta minutos de tiempo fuesen también de tiempo real, al estilo 24. Pero no es así. El guión resulta bastante endeble, con unos giros que nadie entiende muy bien y unos trucos bastante baratos para mantener la emoción, así como unos errores lógicos que insultan la inteligencia del espectador, como puede ser la introducción de personajes que cada vez que aparecen en pantalla ponen cara de malos y tienen actitudes peores, aunque luego no tengan nada que ver con el desarrollo de la historia.

Además, el anticlímax final hacia el que en lugar de caminar se tambalea es un completo ridículo, resolviendo los misterios que se han ido planteando de una manera tal que es humillante. La dirección de Jon Avnet resulta bastante insegura, y esto se traduce en una redundancia de planos totalmente innecesaria y que alarga el metraje sin aportar nada. Por ejemplo, si Gramm sale de su coche, vemos como Pacino da un portazo, como se cierra, un primer plano de la mano de Pacino apretando el botón de seguridad, un primer plano del foco intermitente parpadeando y finalmente un plano general de Pacino con el coche cerrado y el molesto bip tres veces. En esto, se van cerca de dos minutos irrecuperables. Avnet intenta también compensar el guión poniendo emoción donde no la hay. Así cuando Pacino se entrevista con sus alumnos y hace alguna revelación totalmente vanal, la escena está rodada con infinitos primerísimos planos de los ojos de Pacino y de cada uno de los asistentes a la clase, como si lo que dice fuera el más emocionante duelo de Clint Eastwood en una película de Sergio Leone, cuando realmente no pasa absolutamente nada.

Amy Brenneman in Sony Pictures' 88 Minutes


El reparto hace lo que puede, aunque no puede compensar ni de lejos el despropósito argumental y de dirección. La capacidad de Pacino para sobreactuar con total abandono es de sobra conocida, y aquí la explota desafiando el ridículo. Entre sus alumnos destacan Leelee Sobieski y Benjamin McKenzie (de la extinta serie de TV The O.C.), que poco pueden hacer con sus papeles misérrimos, y su alumna de doctorado es la guapa y siempre capaz Alicia Witt, desperdiciada como el “interés romántico” de un actor que podría ser su padre y cuya química es inexistente.
En fin, pese al talento involucrado y la atractiva publicidad, el resultado final es que este es un aburrido intento de thriller que mucho ofrece y sólo consigue hacer sentir que el espectador perdió más de los proverbiales 88 minutos, sin posibilidad de reclamar una devolución.

88 Minutos/88 Minutes
Con: Al Pacino, Alicia Witt, LeeLee Sobieski, Neal McDonough y Ben McKenzie
Dirige: Jon Avnet
Estados Unidos 2008

Nedstat Basic - Web site estadísticas gratuito El contador para sitios web particulares