27 jul. 2009

Bryce Dallas Howard: talento por herencia

Es hija de un cineasta, nieta de actores, y ha demostrado su talento en una breve pero notable carrera, que alterna con una maternidad nuevecita, recién descubierta.

Miguel Cane

Bryce Dallas Howard 2005 Toronto Film Festival


Pelirroja natural, vivaz, sonriente, la primogénita del cineasta Ron Howard (Frost vs. Nixon, Ángeles y Demonios), se incorpora a la escena de películas veraniegas en el rol clave de Kate, la esposa de John Connor (Christian Bale), el líder rebelde contra las máquinas en la cuarta película de la saga Terminator. Pese a su juventud (26 años) Bryce ya fue nominada a un Globo de Oro por As You Like It, y ha aparecido en filmes como The Loss of a Teardrop Diamond – basado en una obra de Tennessee Williams-, Spider-Man 3 (como la trágica Gwen Stacy), La dama en el agua y La Aldea (ambas para M. Night Shyamalan) y Manderlay, a las órdenes de Lars Von Trier. Y como lo que se hereda, no se hurta, hizo su debut como directora en 2006 con el corto Orchids.

¿Cómo te acercaste a este personaje?
Fue interesante. Kate es una hija de la Armada. Su padre estuvo en el ejército y por esta razón me parece que ella puede entender la carga que lleva a cuestas una persona que ocupa un puesto semejante. Por ello, ella es la compañera ideal para John Connor. Ella comprende lo que significa sacrificarse. Asimismo es muy inteligente y práctica, y tiene una gran capacidad para manejar la pérdida. Ella es doctora; es la segunda de abordo en la Resistencia y tiene siete meses de embarazo – una auténtica metáfora del esfuerzo realizado a fin de crear un futuro.

Bryce Dallas Howard 2005 Toronto Film Festival


¿Qué tan sombrío es el mundo en el que estos personajes viven?
Es muy oscuro y sombrío. Ésta es en realidad una historia acerca de la guerra. En las tres últimas películas, pudimos atestiguar el alto grado de devastación que un solo Terminator puede ocasionar, así que ya te imaginarás lo que puede pasar con millones de ellos dispersos por todo el planeta. Por esa razón esta nueva cinta requiere de semejante intensidad y de semejante lobreguez. Mi personaje está involucrado en la acción, a pesar del embarazo. Todos querían que mostrara una cierta responsabilidad, aunque Kate está embarazada y lleva un arma de fuego, pero así es el mundo que habitan. Tenemos que ir armados, tenemos que proteger nuestra propia integridad. En la cinta aparece una niña de siete años y en su primera escena ella también porta un arma.

Esta fue una producción maratónica. ¿Cómo podrías describir el ambiente en el set?
Todo mundo colaboró por igual. McG sabía muy bien qué clase de historia quería contar, así que decidió comunicarnos sus propósitos desde el principio. Él tiene los pies en la tierra, y su claridad espoleó la colaboración del resto del equipo. McG sabe lo que quiere, pero no por ello se rehúsa a escuchar las opiniones de los demás. Todos nos divertimos mucho, y el ambiente era realmente festivo. Estoy orgullosa de la cinta, y muy emocionada, aunque aún no he visto la edición final. Obtuve esta maravillosa oportunidad en el momento menos esperado y por ello me ilusioné muchísimo con mi papel.

¿Cuál es, según tú, el tema principal de la cinta?
Me parece que gira en torno de la capacidad de elección y de la responsabilidad. Hay algunos giros psicológicos aquí y allá, y los personajes deben encarar sus decisiones - buenas o malas – en todo momento, pero su libertad es poco clara, así que la elección correcta es muy difícil de ver. Me parece que, temáticamente, esto gira en torno al hecho de que todo mundo debe tomar una decisión en la que se pone en juego la existencia misma, aunque la manera de proceder no resulte ni obvia ni clara. La pregunta que debemos responder es la siguiente: ¿Qué es lo que está en juego? ¿Qué pasa cuando elegimos equivocadamente? Todo esto tiene que ver con cómo creamos nuestro propio futuro.

Bryce Dallas Howard at the Hollywood premiere of Universal Pictures' Friday Night Lights


¿Se te dan las escenas de acción?
Hay algunas escenas realmente grandiosas. Los saltos desde helicópteros, la ayuda proporcionada para la salvación de la gente, cosas por el estilo. (Ríe) No quiero describir las circunstancias reales pero algunas de mis escenas de acción involucran a una humanidad que peligra. Mi personaje tiene un puesto muy importante y su trabajo es esencial para asegurar la supervivencia de la humanidad. Eso lo garantizo.

Supongo que ya estabas familiarizada con la saga de Terminator…
Por supuesto. Desde muy chica era fanática acérrima. Asimismo, siempre me ha fascinado la noción del Apocalipsis. Puede que suene raro, pero he leído todas las predicciones mayas, que me parecen interesantes y terroríficas al mismo tiempo. Creo que esta filmación me sirvió para elaborar y exorcizar todas estas ansiedades. Los personajes tienen hijos; están inmersos en una guerra, pero a pesar de todo esto, se aferran a su humanidad. Este proceso ha sido muy saludable y positivo para mí. Ser parte de esta franquicia me parece realmente extraño porque siempre he adorado las cintas anteriores. Recuerdo que al final de la tercera parte me pregunté si cabría la posibilidad de un cuarto episodio e intentaba imaginar lo que podría ocurrir en la historia. Me parece extraordinario poder ser parte de esta asombrosa serie que tanto amo, pero me asombra aún más el hecho de haber compartido el set con Christian Bale, un profesional consumado. Él es un actor brillante que, como todo mundo sabe, se toma muy en serio su trabajo.

A lo largo de la cinta interpretas a una mujer embarazada. ¿Dirías que el hecho de que tú misma seas madre ayudó a dar realismo a tu papel?
Definitivamente, porque lo más grandioso fue poder comprender tanto a Kate como a los procesos de su embarazo. Resultó muy cómodo para mí - incluso la barriga hinchada. Tras bambalinas solía acariciar mi barriga y preguntarme, ‘¿Acaso esto es real?’, porque hace tan solo un año que pasé por lo mismo. (Sonríe) Y entre tomas, pasaba tiempo con mi bebé.

Bryce Dallas Howard at the Hollywood premiere of Warner Bros. Pictures' Constantine


¿Cómo fue tu experiencia al trabajar con Christian Bale?
Christian es increíble. Durante la filmación siempre estuvo ahí, proporcionando ayuda. Y yo podía ir y tocar a su puerta si lo que deseaba era un poco de apoyo. Yo le decía, ‘Oye, no entiendo esta parte. ¿Tú qué opinas? ¿Podrías explicármela?’ Él se lo tomaba todo muy en serio y así podíamos ponernos a discutir el guión. Trabajar con él es bastante sencillo. Repasamos las partes una y otra vez, porque sólo así lograba sentirme más cómoda. Al final, cuando las cámaras comenzaron a rodar, el desempeño de Christian se tornó eléctrico y maravilloso. Siempre estuvo conmigo, dándolo todo. Su presencia masiva me compelió a no flaquear un instante y a estar siempre ahí. Sentí realmente que con esta cinta mi deber estribaba en estar a la altura de las circunstancias. Sólo espero haberlo logrado.

¿Le has pedido consejo a tu padre a la hora de escoger sus papeles?
No, ya no. Ahora simplemente les dije: Trabajaré en la filmación de Terminator y él me dijo, ‘Oh, qué bien, cariño’. Le pareció genial. Mi padre me pide que le cuente todo, para no tener que enterarse a través de la revistas. Me encanta hablar acerca de cine con mi familia, pero no necesariamente acerca de nuestras carreras. En realidad, las charlas siempre giran en torno a nuestro amor por la cinematografía.

¿Dirías que el amor por el cine y la interpretación, te vienen en herencia genética?
Creo que de alguna manera, sé lo que estar en un set implica, pero también conozco los detalles de este negocio. De esta forma logré colarme en algunas audiciones para las que jamás hubiera sido llamada. Quiero decir que la gente sentía curiosidad por mí. Pero la familia que tengo no se traduce necesariamente en trabajo seguro. Si yo me encargara de la selección de elencos, jamás llamaría a una persona tan solo porque es el hijo o la hija de alguien famoso o talentoso. Pero me parece que, en general, mi condición sí ha sido ventajosa. Muchos de mis amigos son brillantes, y les va de maravilla, pero para algunos, sus primeras veces en el set constituyeron un auténtico desafío, porque en realidad no contaban con ninguna clase de entrenamiento. Me siento muy afortunada porque en el set me siento como en casa.

Dirigiste un cortometraje hace unos años. ¿Consideras esto una posibilidad en el futuro de tu carrera?
Me gustaría mucho poder escribir y dirigir mis propias películas algún día, pero siempre me ha parecido que todas esas actividades deberían ser orgánicas y espontáneas. Por ahora sólo puedo hacer un gran esfuerzo y prepararme lo mejor que pueda. Y así, si un buen día alguien se muere de ganas de que yo dirija un proyecto que me parezca bueno y apropiado, lo haré. Si esto no ocurre, no forzaré las cosas. No tengo que hacer algo que no me parezca natural. Ya veremos qué sucede más adelante.


Nedstat Basic - Web site estadísticas gratuito El contador para sitios web particulares